Sala de Prensa / Noticias del sector energético

Vicente Sánchez en el periódico extremadura

25 julio, 2016 | Publicado en Noticias del Cluster , Noticias del Sector

Fuente: elperiodicoextremadura

El marchamo extremeño como uno de los grandes generadores de energía de España no es nuevo y tiene en la Central Nuclear de Almaraz el principal baluarte. Sí lo es el protagonismo que las energías verdes y especialmente la energía solar está acaparando en el cómputo global en los últimos años y especialmente desde el 2014, cuando se han alcanzado los principales picos en la generación de energía a través de distintas instalaciones solares (fotovoltaicas y térmicas) capaces de abastecer casi el 70% de la demanda en el 2014 y más del 65% en el 2015, según los datos de Red Eléctrica Española. En este último año, la cobertura de la demanda decreció porque a pesar de que la generación de energía en las plantas solares fue mayor que el año anterior, la demanda energética en ese periodo también se incrementó y en mayor proporción.

Nube de paneles en una - Foto:ARCHIVO“Extremadura tendría capacidad de autoabastecerse a través de energía renovables a pesar de los problemas que en los últimos años han tenido”. Es la lectura que hace Vicente Sánchez, director del Cluster de la Energía de Extremadura y en ella tiene en cuenta no solo las plantas solares, sino también la generación de energía hidráulica, considerada igualmente limpia . La energía solar y la hidráulica podrían haber absorbido el 100% de la demanda en la región desde el 2013. La cifra se rozó ya en el año 2012, cuando la energía generada a través de energías verdes fue de 3.500 Gigavatios (Gwh) frente a los 4.000 que hubo de consumo, y se superó a partir de ese momento, por el incremento de la generación a través de instalaciones solares térmicas y fotovoltaicas, junto con la hidráulica. Según los datos del 2015, Extremadura podría haber atendido el año pasado más del 95% de su consumo, y hasta el 100% el año anterior, principalmente porque la producción hidráulica se duplicó.

La región es excedentaria y suministradora de energía: “tres cuartas partes de lo que producimos se utiliza para abastecer a otras comunidades autónomas”, dice Vicente Sánchez. Solo el año pasado, Extremadura generó un 438% más de lo que consumió –21.101 Gwh frente a los 4.809 Gwh que se demandaron– y dos terceras partes procedían de los reactores de Almaraz. No es una novedad y según los datos de Red Eléctrica Española, en el periodo 2002-2011 Extremadura generó 178.895 Gwh de energía, mientras que su consumo en ese mismo periodo fue de 44.751 Gwh.

Y a pesar de que la energía nuclear supone más de dos tercios de lo que se genera en Extremadura, la región es una potencia en energía solar. Ocupa la segunda posición en solar térmica (2.028 Gwh) solo superada ligeramente por Andalucía (2.110 Gwh) y es la tercera región en cuanto a producción fotovoltaica (1.111 Gwh), tras Castilla-La Mancha y Andalucía; junto a ellas, la cogeneración aportó 16 Gwh el año pasado, según los datos recogidos en el anuario de la energía extremeña elaborado por el portal www.energiaextremadura.com. La biomasa y el biogás tienen aún un peso mínimo y no hay ningún parque eólico en la región, la única junto a Madrid que no incluye tecnología eólica en su mix.

“La mayoría se instalaron antes de 2008 salvo algunas que aunque se completaron hasta 2010, porque no podemos olvidar que estamos en una situación de moratoria, lo que supone que no se puede crear ninguna instalación más”, recuerda el responsable del Cluster de la Energía sobre el auge de las renovables que “generó en muy poco tiempo mucho empleo y alcanzó un gran desarrollo”, añade. Todo eso se detuvo con el parón normativo que ha penalizado este tipo de instalaciones desde el Gobierno central. A esa situación se ha unido otro factor en la región “que no contamos con puntos de evacuación”, indispensables, y que junto al contexto general de inseguridad jurídica, restan atractivo: “¿quién va a invertir 500 millones para una instalación de este tipo sin tener garantías de que va a poder ponerla en marcha?”, pregunta.

A pesar de ello el futuro que plantea el Cluster de la Energía pasa por dos factores: energía verde y autoconsumo. Las grandes agencias ya están augurando que en 35 años se revertirá la situación actual. Si lo que prevalece es el consumo de energías fósiles en un porcentaje de 75% a 25%, en el 2050 las energías verdes habrán dado la vuelta a la situación y supondrán el 75% del consumo total. “Y no será a través de grandes plantas sino del autoconsumo”, plantea además Vicente Sánchez, que sitúa el autoconsumo como el principal objetivo del cluster extremeño: “es el futuro porque es lo más barato y lo más eficiente ya que se aprovecha el 99,99% de lo que se genera al evitar las pérdidas habituales derivadas de trasladar la energía y que pueden llegar al 15%”, subraya.

CLUSTER DE LA ENERGÍA DE EXTREMADURA 2014
Política de Privacidad  |  Mapa del sitio web