Sala de Prensa / Noticias del sector energético

La AIE alerta de que las medidas para luchar contra el cambio climático son insuficientes.

16 junio, 2015 | Publicado en Noticias del Sector , Sala de Prensa

La Agencia Internacional de la Energía (AIE) ha presentado hoy su informe especial Perspectivas de la energía en el mundo (WEO 2015 Special Report on Energy and Climate Change) donde alerta de que las estrategias actuales a nivel mundial en la lucha contra el cambio climático son insuficientes y que el calentamiento global superará los dos grados y medio. Además ha advertido que si no se invierte más en energías renovables la subida va a ser mucho más que eso.

La cuenta atrás para evitar un calentamiento global que impida la vida en la Tierra ya lleva unos cuantos años en marcha. SinLa AIE alerta de que las medidas para luchar contra el cambio climático son insuficientes embargo, todavía se puede impedir que la temperatura media del planeta supere los dos grados y medio, medida que los científicos del Panel Intergubernamental sobre cambio climático tienen como tope para conservar la biodiversidad. De hecho, con un esfuerzo por parte de todos los países, asegura que en tan solo cinco años podría lograrse, y sin apenas coste económico.

Este importante hito climático es posible con la utilización de tecnologías y políticas ya probadas, y sin cambiar las perspectivas económicas y de desarrollo de cualquier región.

Por eso, llama la atención que la Agencia Internacional de la Energía, el organismo que se creó como respuesta a la crisis del petróleo en 1973 para asesorar a los países miembros en materia de energía, haya publicado hoy un informe especial, el World Energy Outlook, donde dice que la acción mundial está muy por debajo de lo que se requiere para cumplir con el objetivo de limitar el cambio climático a dos grados centígrados.

Fecha tope, 2020

El informe señala que las emisiones de CO2 provocadas por el sector energético podrían alcanzar su pico en el 2020 si no se toman medidas más enérgicas, incluida la prohibición de nuevas plantas de carbón ineficientes, más inversión en energías renovables y el fin de los subsidios a los combustibles fósiles.

Como datos positivos, se refleja un gran número de países y regiones del mundo que están superando el promedio en la rebaja de las emisiones contaminantes. Por ejemplo, destaca que Europa, sobre todo Dinamarca o Escocia, pero también Alemania, España, Portugal e Italia, están desarrollando políticas para apostar por las renovables. E incluso China, mientras sigue creciendo la producción de carbón por un lado, por otro se están eliminando gradualmente las centrales menos eficientes.

La temperatura subirá por encima de los 2,6ºC

La AIE asegura que, tal y como están los acuerdos internacionales en esta materia, la temperatura media del planeta subirá más de 2,6ºC a finales del siglo y superará los 3,5ºC cien años después.

Por eso, Greenpeace ha emitido un comunicado en el que valora positivamente la llamada de la AIE para que los países sean más ambiciosos en sus objetivos de reducción de emisiones. “La AIE reconoce que el carbón pronto pasará a la historia; en cambio, el Gobierno de España no solo sigue sin trabajar en un plan justo para el abandono del carbón, si no que aprueba políticas que benefician a las eléctricas y garantizan el funcionamiento de las térmicas de carbón en nuestro país, promoviendo medidas como la subvención por 405 millones de euros al carbón nacional”, ha declarado Tatiana Nuño, responsable de la campaña de cambio climático de Greenpeace.

Fecha clave, la COP21

La AIE propone que se necesitan cuatro pilares clave para hacer que la Cumbre del Clima de París, la COP21, sea un éxito desde el punto de vista energético:

1. Pico de las emisiones: establecer condiciones para que se logre un pico temprano de las emisiones provenientes del sector energético a nivel mundial.

2. Revisión cada cinco años: revisar los objetivos climáticos nacionales con regularidad, para poner a prueba el alcance y elevar la ambición.

3. Desbloquear las visiones regionales: traducir la meta mundial en la lucha contra el cambio climático en un objetivo colectivo de emisiones a largo plazo.

4. Seguir con la transición a las renovables: Establecer un proceso para seguir los logros en el sector energético.

“Como la AIE ha demostrado en repetidas ocasiones, cuyos análisis demuestran que el coste y la dificultad de mitigar las emisiones de gases de efecto invernadero aumenta cada año, porque el tiempo es de la esencia”, explicó la directora ejecutiva de la AIE Maria van der Hoeven. “Está claro que el sector energético debe jugar un papel fundamental para que los esfuerzos en la reducción de las emisiones tengan éxito. Como vemos un creciente consenso entre los países sabemos que es ahora el momento de actuar, debemos asegurarnos de que las medidas adoptadas son las adecuadas y que los compromisos asumidos se mantienen”.

Cinco medidas de cara a 2020

Las cinco medidas se centrarían en aumentar la eficiencia energética en la industria, edificios y sectores del transporte, reducir el uso de las plantas eléctricas de carbón menos eficientes y la prohibición de su construcción, aumentar la inversión en renovables tecnologías de energía en el sector de alimentación de 270.000 millones de dólares en 2014 a 400.000 millones de dólares en el 2030, eliminar gradualmente los subsidios a los combustibles fósiles para los usuarios finales en 2030 y reducir las emisiones de metano en la producción de petróleo y gas de los países que se hayan comprometido en los acuerdos del clima de COP21.

Fuente:  www.energynews.es

CLUSTER DE LA ENERGÍA DE EXTREMADURA 2014
Política de Privacidad  |  Mapa del sitio web